Agentes de tránsito de la Secretaría de Movilidad de Bello fueron agredidos por un conductor y un transeúnte

• El Alcalde bellanita hace una llamado a la tolerancia y al respeto

El pasado sábado 26 de enero cerca al CAI de Valadares algunos agentes de tránsito de la Secretaría de Movilidad de Bello fueron agredidos por un conductor a quien le inmovilizaron su vehículo por transitar en la vía sin portar el casco. 

El artículo 96, Numeral 5 de la Ley 769 de 2002 del Código Nacional de Tránsito, indica que los conductores y los acompañantes deben utilizar el casco de seguridad. El conductor y el acompañante deberán portar siempre el casco, conforme a la reglamentación que expida el Ministerio de Transporte, el número de la placa del vehículo en que se transite, con excepción de los pertenecientes a la fuerza pública, que se identificarán con el número interno asignado por la respectiva institución. 

Este caso de irrespeto y agresión frente a la autoridad inició cuando la grúa se dispuso a levantar el vehículo y uno de los individuos por negarse a la inmovilización, agrede a un funcionario público, le hurta su comparendera y la arroja a una quebrada, siendo este un documento público. Un transeúnte que pasaba por el lugar también agredió a los agentes de tránsito.

“A estos ciudadanos se les imputan los cargos de daño a documento público y agresión contra un servidor público. Hacemos un llamado a la tolerancia y al respeto, estos no son los mecanismos de reaccionar, existen otras maneras si no están conformes con lo que se está haciendo. De igual manera hacemos un llamado a las constantes amenazas que vienen 

recibiendo los agentes de tránsito por parte de la comunidad” expresó el Alcalde, César Suárez Mira,

Así mismo hace un llamado a la ciudadanía, un llamado hacia el autocuidado por la vida, no solamente de ellos sino de las autoridades, un llamado al respeto hacia las normas establecidas, a recuperar la cultura ciudadana y el civismo en nuestra ciudad.

Los agentes de tránsito fueron valorados médicamente y en este momento 3 de ellos se encuentran incapacitados, entre ellos, una agente mujer, la cual recibió un peligroso golpe en el vientre.

Estos hechos demuestran un preocupante comportamiento hacia la autoridad quienes merecen la consideración, el respeto y la obediencia absoluta por parte de los ciudadanos ya que son ellos quienes velan día a día por salvaguardar la vida de las personas en las vías.